Si piensas que puedes hacerlo el porcentaje de éxito será alto

Buenas noches Presumidas

 

En este post de Inteligencia emocional voy ha utilizar una de las frases del gran libro que me estoy leyendo sobre superación personal, por  Josef Ajram. ¿Lo conocéis? Si no es así, os lo recomiendo.

Si pensamos que podemos hacerlo bien, el porcentaje de éxito va ser muy alto

¿Cuántas veces hemos comenzado un proyecto, un deporte, una dieta o algún objetivo y nunca lo terminamos? ¿Cuál es el motivo?

El secreto no es otro que la falta de actitud y  motivación. Si comienzas un proyecto sin ningún tipo de motivación, cualquier excusa será suficiente para no hacerlo.

Mi vida hace 14 años dio un giro y todo lo que he ido consiguiendo hasta ahora ha sido gracias a mi cambio de actitud y la motivación que me impulsa a crecer personal y profesionalmente.

Mi ejemplo personal que me demostró que la actitud es importante para el logro de objetivos, ocurrió cuando a los 19 años quise sacarme el carnet de conducir, no porque me hiciera ilusión, más bien lo contrario, me daba un miedo espantoso pero como mi entorno lo tenía o se lo estaba sacando y en casa también me animaban porque era necesario. Me apunté en la autoescuela, pagué la matrícula y  después de casi un año apuntada…..

¿Qué  que paso después?

Era evidente, que como no tenía  ninguna motivación y mi actitud era negativa todo eran excusas. (Que no tengo tiempo, que si la autoescuela está lejos…. pero lo que más hizo que no lo consiguiera fue el pensamiento negativo de que no era capaz de conseguirlo), todo eso  hizo que después de pagar la matrícula abandonara el carnet con todo lo que con ello conlleva.

7 años después volví a intentarlo en otra autoescuela más cerca de casa y en esta ocasión lo conseguí, ¿sabéis cuál fue la diferencia?  Por supuesto que el hecho de que la autoescuela estuviera cerca de casa ayudó bastante pero realmente la culpable de que lo consiguiera  fue  MI MOTIVACÓN. Quería ser madre y sabía que el carnet era necesario si en la empresa que trabajaba quería coger la reducción de jornada,  ya que sin coche no podría haberlo hecho, además lo necesitaría para llevar al pequeño donde mi madre y un montón de cosas más.

Esa actitud positiva y gran motivación por conseguirlo hizo que me enfrentara a mi miedo y  que finalmente en sólo un mes y poco consiguiera sacarme el carnet de conducir.

Me di cuenta que el pensamiento positivo y la actitud eran súper importantes para el logro de objetivos, tanto que a raíz de conseguir el carnet no he hecho más que ponerme retos y he ido superándolos  poco a poco.

Por eso, cuando comencéis algo, aseguraros de creer en vosotr@s , estar motivad@s  y sobre todo que el para qué sea más grande que el objetivo, porque sólo así tendréis más posibilidades de lograrlo. 😉

 

Un abrazo.

Kris Pérez

Comments are closed.

Pin It on Pinterest

Share This