Hábitos para ser una persona con alto nivel de inteligenicia emocional

Buena noches Presumidas

Vamos con el post de inteligencia emocional, y hoy vamos a ver si somos inteligentees emocionales o no.  😉

El día a día está compuesto de hábitos, hábitos que en ocasiones son buenos y no tan buenos 😉 pero todos sabemos que para tener una vida saludable debemos de comer sano y hacer deporte pues para tener una buena inteligencia emocional también debemos de tener algunos hábitos.

 

Como ya sabéis, hago cursos de inteligencia emocional  y me gusta mucho leer sobre el crecimiento personal ya que creo que es una herramienta necesaria para evolucionar a lo largo de nuestra vida. La inteligencia es más que tener una alto coeficiente intelectual, la inteligencia es saber comportarse, relacionarse, hablar y escuchar, comunicar, empatizar, tomar decisiones, aceptar cumplidos…El otro día leí un artículo muy interesante de Ana Vico que hablaba de los 16 hábitos que debemos practicar para tener una buena inteligencia emocional. ¿Queréis saber si sois inteligentes emocionalmente Presumidas? A continuación os dejo los 16 hábitos. 🙂

16 hábitos que tienen las personas de un alto nivel de  inteligencia emocional

1 Reconocen sus sentimientos y los de los demás
Tienen un amplio vocabulario emocional que les ayuda a saber expresar exactamente cómo se sienten y ponerlo en palabras. Además, tienen lo que llamaríamos “empatía”, es decir, ponerse en los zapatos de la otra persona y sentir lo que siente el otro.
2 Expresan correctamente sus emociones y sus pensamientos
Al reconocer las emociones y los sentimientos propios es más fácil que sepan qué tienen que hacer o cómo tienen que comportarse. En este sentido, expresan sus emociones y sus pensamientos de una manera más honesta consigo mismos y con los demás.
3 Son fuertes y no se ofenden con facilidad
La personas con alta inteligencia emocional se caracterizan por tener una personalidad firme y no tomarse demasiado a pecho los comentarios ajenos. No se llevan las amenazas a lo personal y saben diferenciar entre hechos y opiniones.
4 Reconocen cuando se equivocan y rectifican
Equivocarse es innato al ser humano y a todo proceso de aprendizaje. Las personas con alta inteligencia emocional aprenden de los errores en vez de sentirse víctimas.

5 No buscan la perfección
Saben que nadie es perfecto y que la perfección es una ilusión que lleva a tener expectativas demasiado distorsionadas respecto de la realidad. No persiguen hacerlo todo bien a la primera.

6 Se cuidan y saben lo importante que es la salud
Duermen lo suficiente, hacen deporte, se alimentan bien, mantienen relaciones sanas, se alejan de los problemas, buscan el bienestar… Saben qué conductas les benefician y no dudan en hacerlas.
7 Se enfocan en lo positivo, aun en la adversidad
Las personas altamente inteligentes emocionalmente so conscientes de su entorno y no se centran demasiado tiempo en lo negativo. Prefieren mantener el foco en lo positivo de cada situación, incluso cuando tienen problemas. Practican la disociación y ven la situación desde distintos puntos de vista para encontrar una solución.
8 Se rodean de gente alegre y con buenas vibraciones
“Dime con quien andas y te diré quién eres” es algo que tienen claro las personas con alta inteligencia emocional, por eso se relacionan con gente soñadora, personas optimistas y con energía positiva. Se alejan de personas tóxicas y vampiros energéticos que sólo quieren arrastrarlos a su visión negativa de la vida.
9 Defienden su asertividad. Saben decir NO
Saber decir que NO es un paso de gigante si quieres aspirar a tener alta inteligencia emocional. Estas personas ponen límites cuando es necesario y defienden sus valores ante todo. La asertividad es saber decir aquello que sientes y quieres respetando tus derechos y los de los demás.
10 Aprecian y valoran lo que ya tienen
No centran su atención en aquello que les falta sino que valoran lo bien que están con lo que ya tienen. Las personas con alta inteligencia emocional tienden a evaluar positivamente su vida, sus relaciones, su trabajo y su estatus económico aunque no sea el que ellos querían.
11 Saben pasar página y no anclarse al pasado
Han aprendido a cerrar etapas y a no revivir continuamente aspectos del pasado, positivos o negativos. Viven en el presente y no se atormentan continuamente por lo que pueda venir en el futuro.
12 Conocen sus debilidades y sus fortalezas y se mejoran continuamente
Saben cuáles son sus virtudes y sus puntos fuertes, pero también conocen profundamente cuáles son sus debilidades y sus puntos débiles.
13 No les asusta cambiar
Saben que cambiar forma parte de la vida y que negar el cambio es negar la vida misma. Abrazan la incertidumbre y aceptan que hay cosas que no pueden controlar.
14 Son proactivos, no reactivos
Las personas con alta inteligencia emocional son proactivas, es decir, se mueven antes de que la situación lo exija. Proponen planes, estrategias, se plantean objetivos, etc. Tienen una mentalidad y una actitud de éxito y actúan en pos de sus objetivos marcados. .
15 Son dueños de su tiempo y deciden en qué emplean sus energías
Saben gestionar su tiempo de trabajo y su tiempo de ocio, su tiempo de estudio y su tiempo de relax. Establecen horarios, planifican tareas y definen objetivos.
16 Saben autogenerarse momentos de felicidad
La felicidad no es algo externo que les viene o no les viene, la felicidad es una forma de ver la vida. Las personas con alta inteligencia emocional aben autogenerarse emociones positivas . Manejan las emociones a su gusto y pueden elegir cómo sentirse en cada situación.

 

 

¿Qué me decís? ¿Sois poco o muy inteligentes emocionalmente? Tranquilas si no lleváis a cabo los 16 hábitos, no os preocupéis, en esta vida todo se puede  mejorar y aprender y seguro que con la práctica conseguiréis tener un alto nivel y disfrutar mejor de la vida pasando de muchas cosas que nos hacen daño por no saberlas controlar.

Espero que os haya gustado el post pero sobre todo que os sirva de ayuda 😉

 

Un abrazo.

 

Kris Pérez

 

 

 

Comments are closed.

Pin It on Pinterest

Share This